Ruedas de carbono con banda de frenado en cerámica

Si mal no recuerdo, expliqué en este blog, la diferencia de frenada con una llanta con banda de frenada de aluminio a una llanta con banda de frenada en carbono, pues hoy, os quiero explicar como frenan las llantas con banda de carbono en cerámica y especialmente el modelo de la marca Suiza EDCO.

Una característica principal de las ruedas profesionales es la aceleración, consiguiendo un mayor factor “Spin Up”, con un bajo peso del neumático y un menor peso en la parte exterior de la rueda.

La avanzada composición de los materiales del aro EDCO, logran un bajo peso en el diámetro exterior de la rueda incluyendo las cabecillas de los radios. Un aro tubular de 38mm, incluyendo cabecillas, pesa menos de 400gr.

La llanta probada es el modelo ALBULA LIGHT de 1.335 gramos de peso el juego, un peso muy contenido o ligero pues, como os dije incorpora banda de frenado en cerámica.


EDCO OSEOUS ha patentado el primer tratamiento cerámico en pistas de frenado para aros de carbono.

Tras frenadas de larga duración, la temperatura del aro apenas sube, manteniendo en perfecto estado y posición la cámara y el tubular.

El aro OSEOUS está diseñado para frenar en condiciones meteorológicas extremas como la lluvia y el calor.


La realización del buje en aleación de aluminio, es la base de los fabricados por EDCO en Suiza. Cada uno de los bujes sellados son elaborados uno a uno por una máquina mecanizada CNC . Sólo de esta manera se logra la alineación perfecta de los rodamientos en los bujes. Además, el uso de rodamientos de alta calidad o cerámicos CERAMICSPEED permiten obtener resultados excepcionales en el rendimiento del giro de la rueda.


Un núcleo para todos los grupos de cambio, invento y patente de EDCO, permite usar cualquier cassette de cualquier grupo sin necesidad de cambiar el núcleo. Shimano, Campagnolo, Sram., da igual, todos tienen cabida en este núcleo.

¿Que nos aporta esta banda de frenado en cerámica?,…… pues poder frenar en cualquier condición tanto en seco como en mojado, con calor o en frio.

Y todo esto por unos gramos mas de peso y un costo mas elevado al adquirirlas.

He querido comprobarlo y llevo varias salidas haciéndome con ellas y de entrada, lo primero que me di cuenta es que con estas llantas, acelero mas rápido, son tremendamente efectivas en aceleración.

Habitualmente utilizo un modelo de ruedas también de la marca EDCO, algo mas ligera pero de menos tecnología y algo mas económicas.

Estas son mis Malojas Light de 1.110 gramos

En esta prueba, lo primero que me sorprendió gratamente fue la aceleración de estas llantas y la sensación de rigidez de estas ,……y yo que quería probar una nueva frenada y buscar días de lluvia para ver la capacidad de frenado en estas condiciones, lo primero que observo no estaba escrito en mi guion…….rigidez y aceleración sobresaliente.

Subí el Cenobio, Guía y el Albercón hasta llegar a Moya y en toda la subida puedo decir que no noté los 200 gramos mas de peso y sí noté la facilidad de aceleración que tenian estas nuevas ruedas, podía decir que unas ruedas de perfil 38 eran también unas ruedas escaladoras …. Desde Moya me dispuse a bajar por Pagador hasta San Felipe, este terreno me tendría que dar cuanto de eficaz era esta banda de frenada en cerámica. Nada mas que empezar a bajar por el Lance, el viento me daba lateralmente con fuerza y me preocupé al llevar un perfil de 38 pues normalmente mi perfil es o 25 mm, si llevo las EDCO Maloja 32 o 45 y con estas ultimas el viento hace que la conducción sea mas complicada pues nos mueve mucho la dirección.

En esta rueda EDCO, con el sistema “OSEOUS” con un perfil mas ancho y alto, el viento lateral se comporta mejor que con las Maloja que son mas estrechas….otro punto a su favor.En los primeros kilómetros, mire mi Garmin y vi que llevaba perdidos 28 segundos con respecto a mi mejor bajada de este tramo. No quise obsesionarme con intentar mejorarlo, aunque se que tengo capacidad de bajar este tiempo y tengo ya ganas de hacerlo, sobre todo ,porque yo nunca voy a batir récord de segmentos y muchos compañeros esta obsesionados con hacerlo y me gustaría ponerles un segmento difícil……je,je.

Cuando llegué a la primera curva, agudizé mis sentidos para coger el “pulso a su comportamiento” y ………. problemas…….la horquilla me tiembla, pues las zapatas no están bien ajustadas……..(que fallo…las prisas son malas consejeras) y …..encima la rigidez de la llanta no me facilita la entrada en curva, queriendo “seguir recta”. (cuando una llanta es de perfil alto o medio/alto y posee mucha rigidez el efecto giroscópico hace que quiera seguir manteniendo el rumbo ….que quiera seguir recto, y hay que obligarlas un poco mas en la entrada a las curvas……) no es malo…..pero hay que saberlo, después conocerlas y después acostumbrase a ellas para poder sacarle un buen partido fortaleciendo sus bondades y anulando sus características negativas. Hay que cambiar la forma de pilotaje….

Dos curvas mas tarde, comprendo que no tengo el día ….la semana pasada llevaba llantas de aluminio con cubiertas y bajando no daba una…..que mala sensación tumbarse en curva con cubiertas….yo acostumbrado a mis tubulares y mis llantas EDCO Maloja que bajan como tiros,y la semana pasada con Mavic Rys y cubiertas Michelin, los compañeros se reían al ver que “había perdido” mis capacidades bajadoras cuando había cambiado de ruedas……¡Necesito acostumbrarme, chavales!

Pues ahora, estaba con tubulares, pero con llantas de mas perfil y banda de frenada cerámica. Si,es lo que mas me gusta, probar componentes …pero se necesita un par de salidas para hacerte con ellos.

Me olvidé de intentar hacer “el tiempo” y me dediqué en cuerpo y alma a conocerla frenando tarde (aunque me daba sacudidas por falta de ajustes de zapatas) o aguantando los frenos y dosificando mucho la frenada. Hice todas las diferentes formas de frenar y la llanta no me dió ningún indicativo de calentamiento y empecé a adelantarme a las curvas para que mi bicicleta entrara mejor en estas, poco a poco, casi lo consigo. cuando entré en San Felipe vi que en este segmento con mi récord había realizado 17 segundo mas y era mi segundo mejor tiempo, lo cual hizo que me sonriera porque confirmaba dos cosas, una que jugando con diferentes estilos de frenada, había recortado tiempo en la zona de curvas a mi mejor tiempo y otra……..que puedo bajar mi récord con toda seguridad……

Bueno, seguiré haciendo kilómetros con estas llantas, se que son una “pasada”, jamas he tenido una llantas de este nivel, me atrevo a decir que son llantas polivalentes para subir o sprintar sin piedad y para mantener una velocidad en llano. Cuando llegue el calor extremo o la lluvia, podremos circular con ellas con seguridad gracias a su banda de cerámica. Seguro que para los ciclistas grandes de mas de 80 kilos, ésta es una de las posibilidades, poderlas usar en las bajadas de puertos pirenaicos o en estos nuestros interminables puertos Canarios.

Segunda parte:

Ya he pasado varias semanas probando las ruedas y os puedo asegurar que la frenada es espectacular y exquisita, pues frenan mucho y progresivamente. Las ruedas sin lugar a dudas son las mejores ruedas que he probado en mi vida, van bien en todo. Subiendo, bajando llaneando…..y encima son bonitas.

Hace unas semanas, tuve ganas de romper el “segmento de bajada”, primero, tengo la costumbre de no apretar cuando tengo compañeros menos expertos y en esta ocasión, aunque me salieron unos “jóvenes gallos” bajando y tuve que sacar algún “conejo de la chistera” en alguna frenada y en alguna traza de curva, cuando cogimos un ritmo bueno de bajada, un coche nos impidió claramente ir mas rápido……..el coche era un precioso FERRARI,…si, una maquina total que entre curva y curva aceleraba como un diablo pero nosotros en la entrada y paso por curva, nos metíamos casi detrás del conductor para volver el FERRARI a acelerar y sacarnos unos metros, pues repetíamos nuestra jugada en cada curva.

Puedo decir que un FERRARI impidió un nuevo récord en este segmento de bajada. Volveré a intentarlo pero espero no volver a tropezar con este precioso coche.

Reflexión sobre el primer trimestre del 2015 de el club ciclista AVISPERO

C.C. "El Avispero" en El Auditorio

C.C. “El Avispero” en El Auditorio

Estamos a final de febrero de este año 2015 y hay voces de todo tipo en el club (esto no es malo), unos dicen que este año es el año que mejor se lo están pasando en las salidas del club, pues  ademas de ser muy numerosas en ciclistas, son duras, se hacen a un ritmo enorme y hay mucho nivel en los componentes del grupo. Bueno, mejor dicho, se hacen varios grupos, unidos por su “nivel deportivo” y como el pelotón de inicio es de 30 o mas de 30 ciclistas, pues si, se hacen dos o tres grupos. Estos son suficientemente grandes como para seguir gozando de ciclismo (salir con compañeros en grupo).

Otras voces dicen que vamos demasiado rápido y que está creciendo mucho la visión competitiva de los ciclistas del club, que todos quieren competir, que ahora el lema de club podría ser: “Camina o revienta”.

Con estas ganas de mejorar y correr más, se ha despertado en  muchos ciclistas la pasión y el deseo de montar en bici, mejorar sus capacidades y algunos hasta sueñan con competir en ruta. A otros, esta actitud les hace perder la motivación por salir en bici, pues en cada salida ven que la diferencia física entre unos y otros es mayor y son ellos los que llegan los últimos a mucha distancia de los primeros. Esto hace que se sientan perdedores.

Como siempre, en muchos de nosotros, nace un sentimiento de ganadores y en otros nace el sentimiento de perdedores. Para mi, ambas posturas son erróneas y malignas; atacan a la filosofía del club, pues un club es la unión de personas, con gustos o aficiones comunes (entre otras muchas descripciones), estos sentimientos desunen, por eso digo que van en contra de la filosofía del club. Y si estas diferentes y contrarias ideas germinan, harán daño a la entidad provocando situaciones desagradables para todos.
El ciclismo no podemos inventarlo,……existe y funciona con estas diferencias, pero si podemos ser maduros, lógicos y trabajar para el club, que a fin de cuentas es el epicentro de nuestro entretenimiento.

Si somos muchos (cada vez mas), el problema está solucionado, pues habrá grupos cada vez mas grandes y podremos hacer grupos cada vez mas diversos también.

 Con el tiempo, me gustaría salir en grupo con gente de mi década…. no con chavales que perfectamente podrían ser mis hijos y algunos podrían dentro de poco ser mis nietos. Podéis imaginaros la diferencia física que hay entre un chaval de 18 y un señor de 65 años, ¿verdad? …..pues no es lógico que le pidamos que compartan al 100% la salida, pues entiendo que si el chaval de 18 va a ritmo de el ciclista de 65, éste no se sentirá “pleno” y si es al revés, el de 65 se estaría suicidando o haciendo un esfuerzo demasiado fuerte para que fuera recomendable.
Imagen 035
El ciclismo nos da la oportunidad de convivir los jóvenes con los menos jóvenes en torno a esta afición y compartir parte de las etapas en grupo. Vestir los mismo colores , transmitir experiencias,  disfrutar algunas veces  de escuchar las hazañas de nuestros colegas y otras de sus fracasos,…… de compartir vivencias y experiencias. No os olvidéis  de la “coca-cola de la victoria”, es el momento donde no puede haber perdedores, es el momento del hacer ganar al club, es el momento donde el yo, deja sitio al nosotros. Este es el momento mas importante para la próxima etapa.
Imagen (1)
El club lo hacemos entre todos, con nuestra tolerancia, con nuestra participación, con nuestras reflexiones sinceras, con nuestra humildad. con nuestra comprensión.
En un club, la parte individual debemos dejarla detrás de nuestra parte colectiva.
Imagen 026 (2)
 Yo quiero y veo, que el club Avispero seguirá creciendo y con este crecimiento, las dudas actuales desaparecerán, pues cada integrante encontrará en cada salida, al “grupo” que le conviene a su ritmo o características y con ese grupo, realizará la etapa sin importarle el ritmo  elevado de otros grupos.
La dificultad la tenemos cuando, por situaciones varias, muchos de los integrantes del club dejan de salir unas semanas, haciendo que nuestro “pelotón de salida” sea mas pequeño y entonces, sea mas difícil encontrar  el grupo que se asemeje a las características de cada uno. La clave está en asumir compromisos individuales para obtener beneficios colectivos.
¿Qué compromisos individuales?:
Hacer crecer el grupo llevando a compañeros o conocidos al club integrándolos en el equipo. Un club con muchos integrantes hace que en las salidas podamos encontrar con mas facilidad  el grupo que pueda llevar el ritmo que mas me conviene.
Otro compromiso es esforzarnos en salir con el club, pues si reflexionamos hay muchos, muchísimos integrantes que vienen a las salidas 1 vez cada tres meses  y están lo suficientemente fuertes como para que pensemos que no llevan ese tiempo sin montar en bici. Y es que siempre estamos anteponiendo nuestro intereses personales ante el interés del club, y nos olvidamos que no salir con el club lleva a dañar nuestros propios intereses personales, pues el club se debilita y cuando queremos salir, encontramos estas diferencias que hacen que no lo pasemos tan bien como esperábamos. Deberíamos reflexionar que nuestra actitud se nos vuelve en contra, que somos los culpables en parte de esta situación no deseada.
Somos nosotros, los que podemos cambiar favorablemente el futuro del club y conseguir nuestros deseos y objetivos. Solamente tenemos que hacer estas dos acciones: integrar en el club a personas que conozcamos, y asistir a las salidas del club.
No os digo eso de utilizar la “oxidada y dejada herramienta del calendario para las salidas de entreno”, pudiendo quedar con mas integrantes para hacer mas divertidas y seguras las salidas de entrenamientos, pues estas ya no las coloco ni yo, que después de un año haciendo solo, me he dado por vencido.
El año pasado decíamos que el club estaba formado mayoritariamente por personas mayores de 18 años, por lo que entendíamos que el sentido común y el raciocinio guiaría el comportamiento de nuestras salidas. Nada ha cambiado, salvo que os pido que uséis el “sentido común y el raciocinio” para no equivocarnos, pues no debemos poner mas “disciplina” que la lógica razonable y creo que se esta haciendo. Y si hay puntos débiles la solución está en esos dos puntos que he destacado antes. Participemos activamente en las salidas y todo funcionará perfectamente, ya lo veréis.
Eso sé, desde aquí, quiero hacer un recordatorio que todos debemos asumir. En la carretera hay situaciones que no se pueden predecir, contra mas rápido vamos, las situaciones de peligro aumentan y la prudencia es muy buena consejera. Nunca debéis de olvidar que solo se debe correr a tope cuando se está en competición, pues aquí es donde entiendo los corredores aceptamos los riesgos que son asumibles, y en nuestras salidas, solo deberían haber riesgos imprevistos, los propios de la circulación vial.

¡¡¡¡Larga vida al AVISPERO!!!!

Club Ciclista “El Avispero”: inicios del 2015

¡Empezar el año mejor es  difícil de imaginar!. El club goza de la mayor participación de su historia. Las salidas son de treinta y tantos ciclistas y la diversión está garantizada en cada una de estas salidas. Los proyectos son cada vez mas grandes y variados, pues, por un lado existen los trabajos dirigidos a la competición de carretera y de montaña y por el otro, las salidas ciclo-deportivas cogen cada vez mas rumbo a otras tierras o a objetivos de grandes cicloturistas o ciclo-deportivas peninsulares o internacionales……..
Esto es lo que yo quería hace unos años cuando, poco después, empecé a escribir estas paginas .

Club Avispero 2015

Club Ciclista “El Avispero” (2015)

Este año tenemos previsto ir a la Quebrantahuesos, a la madre de todas las pruebas ciclo-deportivas de España. A mi me hubiera gustado que los compañeros del equipo se hubieran estrenado como cicloturistas en otras pruebas menores antes de afrontar esta durisima prueba, pero la diosa fortuna hizo que fueran nuestros números los agraciados para poder asistir a este evento tan apreciado y deseado por tantos cicloturistas, y ciclistas.

Bueno, como cabía de esperar, esta prueba ha puesto a toda la grupeta “eléctrica”, todos quieren poder decir que fueron y corrieron la “temible Quebrantahuesos”, que treparon el Somport con buen ritmo y que sufrieron en la “Dama blanca” el Marie Blanque donde algunos podrían pasar una de sus peores pesadillas (espero no ser yo y el hombre del mazo no me venga a visitar este día) y después el terrible Portalet, juez de esta contienda, donde  tendremos que decirle todos nuestros pecados hasta encontrarnos solos con “uno mismo”, y sacar todo lo que tenemos para poder ganar nuestra apuesta y bajar el puerto, buscando encontrarnos con el ultimo escollo: el puerto, Hoz de Jaca, corto pero duro y mas a estas alturas de etapa, con el asfalto dañado de tantos y tantos fríos y calores que soportaron en su largo hacer por estas tierras.
Después, la entrada triunfal  en Sabiñanigo, para unos un triunfo, para otros la recompensa de sus esfuerzos y para otros el juramento de volverlo a intentar porque no lograron sus deseos, pues el crono no les sonrió o no les dio lo que ellos deseaban,  pero su constancia les llevara a enfrentarse una vez mas con tan difícil rival: La Quebrantahuesos leS esperará y medirá nuevamente sus fuerzas con ellos.

Gentileza de www.altimetrias.com

Col de “Somport” (gentileza de www.altimetrias.com)

Sin haberla hecho, parece que la conozco desde hace mucho tiempo, Se que me esta esperando y se que sera difícil de doblegarla pero se que también toda su grandeza, toda su dificultad, sera aliento para mis piernas y mi pecho, pues voy allí a conquistarla y no quiero encontrarme con un ídolo de barro, quiero encontrarme con la reina de las pruebas y espero que no nos lo ponga fácil, pues queremos disfrutar de toda su dureza.

Gentileza de www.altimetrias.com

Col de “Marie Blanque – Escot” (gentileza de www.climbybike.com)

Sí,  la Quebrantahuesos nos puso las “pilas” y todos estamos enormemente ilusionados. Se nota en cada salida del club, donde el ritmo es vivo y todos se esfuerzan para ir poco a poco consiguiendo su estado ideal de forma.

El entrenamiento en rodillo y  las salidas entre semana, son mas llevaderos cuando se tiene un objetivo y más aun cuando el objetivo es un sueño: la Quebrantahuesos.

Col de "Portalet" (gentileza de www.altimetrias.com)

Col de “Portalet” (gentileza de www.altimetrias.com)

Quien me iba a decir que hace unos años cuando aquí “el ciclismo que veía” estaba en manos de unos pocos aficionados, de cierta edad, celosos de dar a conocer sus secretos, guardianes de las gestas heroicas del ciclismo y andaban cerradas las aulas y los libros del buen hacer del ciclista y yo con un torrente de ilusión empecé a intentar contagiar a gente más joven, para que poco a poco, pudiera transmitirse mi pasión por el ciclismo a otros muchos que “montaban en bicicleta” y me encuentro que ya, ya lo he he conseguido. ¡Sí! Mi primera etapa la hice, pues ya tengo un grupo de amigos contagiados por el mundo del ciclismo. Pronto sabrán de las gestas de Felice Gimondi, o de Fausto Coppi, o de Martín Bahamontes, o de Luis Ocaña y naturalmente, todos, todos, conocerán y venerarán al monstruo, al caníbal, al gran Eddy Merckx y podremos soñar con ir con ellos en una escapada. Quizás por el Marie Blanque yo pueda darle la botella de agua a Gino Bartali, etc. ¡Je,je!

Sueños, sueños que cada vez que vienen el corazón enloquece y los ojos y el pensamiento se vuelven niños. Sueños maravillosos.

"Hoz de Jaca" (gentileza de www.altimetrias.com)

“Hoz de Jaca” (gentileza de www.altimetrias.com)

Mis Campos Elíseos espero que sean este año la entrada a Sabiñánigo. Una entrada plagada de triunfadores, pues al final lo que todos deseamos es hacerla y poder decir: ¡YO ESTUVE ALLÍ!

Una etapa de “palos van, y palos vienen”

Las ultimas salidas del club ciclista Avispero,destacan por la gran participación de sus componentes. Salimos a dar pedales unos 30 o mas ciclistas (la verdad es que nos cuesta encontrar un lugar donde poder sacarnos una foto todos juntos, y desde hace tiempo tampoco cuento cuantos ciclistas salimos en cada salida……muchos, muchos).Club Avispero 2015

El club esta formado por ciclistas de competición, ciclistas que aspiran en competir, triatletas, cicloturistas que andan mucho y cicloturistas puros y duros……y algunos menos duros. Un club muy diverso que gracias al buen rollo podemos y nos llevamos bien entre todos, formamos una buena peña compartiendo este mundo de las dos ruedas y haciendo posible convivir ciclistas con intereses tan diversos.Captura1

Si habéis leído alguna crónica de este Blog de la Avispa, desde el primer capitulo manifiesto que los protagonistas son mis compañeros, no yo. Realmente, escribo de ellos, de sus hazañas y de sus superaciones, manteniéndome yo en un “segundo plano”. En esta ocasión y sin que sirva de precedente, voy a escribir sobre mi visión de la etapa, o sea, que seré yo esta vez el protagonista principal…….¡¡Que rubor!!,

Allá vamos.

El punto de reunión era  el aparcamiento del ambulatorio de Maspalomas. Habíamos quedado en encontrarnos todos  y salir desde allí. Cuando llegamos había ya muchos compañeros preparados y sufriendo el frío de la mañana. Un frío intenso, difícil de comprender estando en Canarias y en la zona mas calurosa de la isla, pero hoy el frío era dueño de las primeras horas de la mañana.

Nos preparamos y comenzamos la ruta sin demora. Nada mas que empezar a rodar, apreciamos que el ritmo era elevado o muy elevado desde el principio.

La fila doble se hizo rápidamente y en pelotón, avanzamos con mucha rapidez por la ruta desde Maspalomas a Arguineguin. Ruta llena de toboganes, que hacia que en cada subida nos esforzáramos por no perder rueda.

Adelantamos en este tramo a un grupo de extranjeros que avanzaban a una velocidad muy inferior a la nuestra, yo llegue a pensar cuando los pasamos, en los comentarios que habrían realizado al vernos, y se me ocurrieron todos los que podéis pensar, incluso los  graciosos como podéis imaginar.

Al tomar la rotonda del Pajar,  me di cuenta que el ritmo era muy, pero que muy serio y tomé la decisión de aguantar todo lo posible, pues debía de darme algún “palito” de vez en cuando si quería progresar, de hecho, había hablado con el Sargento que debíamos  trabajar en intensidades, aunque fuera en trozos de nuestras etapas, para poder seguir progresando de cara  a la QH.

No quería hacerme daño pensando en mis compañeros que sabia, no podrían resistir el ritmo que la cabeza pondría en los durísimos repechos hasta Mogan,…. Solo pensé  en  el Sargento, Julián D. “El Faisán” y en mi.  Deberíamos esforzarnos para ir mejorando nuestra puesta a punto antes de la QH.

Conforme avanzamos por la costa, el ritmo cada vez era mas intenso y empezaba a ser divertido eso de  pensar solo en ti,..

Subo piñón,…bajo piñón, ….de pie bailando la bici, mis pulsaciones andaban entre el 85/88% de mi capacidad, estaba gastando todo mi glucógeno en seguir la rueda. El Pelotón trepaba los repechos a una velocidad endiabladamente constante y rápida, no había tregua, quien no podía, desaparecía en segundos de la vista del pelotón. Nos acercábamos al último repecho duro antes del cruce de Mogan y sabia que si aguantaba, podría decir que el “palo” había merecido la pena, pues ya llevábamos poco mas de una hora de “sufrimiento”.

La media de velocidad de 30,2 km/hora en un terreno ascendente y para un máster 50, (recuperado de las “cloacas del destrozo físico y orgánico” después de 15 años de inactividad deportiva y en solo 5 años de reconstrucción), me hacia esbozar una sonrisa algo desdibujada por el esfuerzo que estaba haciendo por seguir la rueda a un grupo de ciclistas (donde se encuentran 3 o 4 de los mejores 20 ciclistas de Canarias y muchos otros ciclistas que actualmente mantienen un nivel deportivo altísimo, rozando el nivel competitivo). Esto que comento, lo digo y lo dicen otros acreditados compañeros, lo que hace mas importante mi logro, y el  de mi compañero Manolo, “El Sargento” pues estábamos en un trazado que por Km era mas duro en desnivel que el porcentaje de subida por kilómetro que nos encontraremos en la QH y aunque esto significa poco,……¡significa, ….creo que muchos me entenderéis (es saltar la primera valla…aunque quedan 49 vallas mas….).

Subiendo ese ultimo repecho que me había puesto como objetivo final, empecé a ver a algunos compañeros retorciéndose en la bici,…..yo también, pero esto me decía que algunos compañeros que son “competidores” el ritmo les hacia daño, a mi también, pero empecé a animarme al ver que chavales de poco mas de 20 años empezaban a dar muestras de no poder seguir el ritmo y  pensé que aunque yo estaba ya a una intensidad del 94/96%,  seguía teniendo ganas de lucha y no quería renunciar a seguir dándome “caña”, es mas ver el sufrimiento de la gente, me hacia sentirme mejor, mas fuerte….( perdonarme……pero es cierto, es lo que sentí).

Estaba concentrado en el esfuerzo, cuando de pronto, la voz de Alexis “Hermano mayor” me dijo, “ esto es una carnicería” ¿Cómo? “Que esto es un carnicería”,  a este ritmo no está quedando nadie”. Entonces mire para atrás y vi que salvo Paco , el Sargento,  Ale (el Júnior) , Miguel Ángel, Tana, Bruno, Alexis, Gustavo, Adrián , Atilio, Ivan, Dani, Pedro, Mateo, y Kevin (creo que he mencionado a todos los que eran……),los demás que no son pocos, habían desaparecido de la contienda.

Después de valorar rápidamente el daño causado, decidí dejar la contienda y volver a intentar reunir a todos mis compañeros que seguro andarían cada uno a 50 metros del otro y marchando cada uno…… en solitario. Por mas que les digo que es mejor marchar en grupo, ellos creen que es mejor sacarle unos metros al compañero, para demostrar …,¿ que van a demostrar?……. o seguramente, lleva razón un compañero que me dijo que este comportamiento es el comportamiento de los “supervivientes”, o lo que es lo mismo, cuando el ritmo es fuerte, muchos solo piensan en “sobrevivir”,….en pocas palabras: piensan solo…. “en uno mismo”, por lo tanto.. no piensan  lo que seria mejor para todos a medio plazo, …viven el momento y ……punto.

Bajé el ritmo y el Sargento hizo lo mismo. Quedamos esperando que los mas cercanos llegaran a nuestra rueda, Paco , Ale, José, fueron los primeros que inmediatamente hicieron grupeta con nosotros, poco mas tarde llegaron Gerardo y Juan con José Alberto y decidimos parar a esperar y hacer pelotón nuevamente.

Una vez reunidos todos los componentes,  iniciamos la marcha con dirección a Mogan pueblo, intentando afrontar con armonía de equipo, el principio de la mayor dificultad del día: el puerto de categoría especial, el puerto de Tasartico.

Nada mas empezar a dar pedales, Paco y Ale se adelantan, ellos quieren como siempre, medirse subiendo y demostrar que  en esto de subir son buenos, y rápidamente se marchan de la compañía del grupo. Antes de llegar a Mogan, donde podríamos decir que a la salida del núcleo de población empieza la subida, ellos ya desaparecieron de nuestra vista.

Cuando llegamos a la salida de Mogan y empezamos a subir el puerto, nos encontramos con un grupo de extranjeros que andaban por delante perdiendo terreno con respecto a nuestro ritmo. Rápidamente, Jose S. sale de nuestra compañía y llega con facilidad al grupo de extranjeros para, inmediatamente, intentar marcharse de ellos. El sargento y yo quedamos vigilantes de las acciones que se estaban desarrollando, observando que algunos de los integrantes del grupo de extranjeros se marchaban tras la rueda de Jose S., por lo que entendíamos que la “batalla estaba servida”.

Una vez que rebasamos al grueso del grupo de extranjeros, vi que el sargento tenia el animo muy alto y quería  unirse al grupo de cabeza, a José y dos ciclistas que andaban muy cerca de el. Yo valoré la situación, dándome cuenta que habíamos dejado clavado a nuestro grupo y marchábamos solos tras ellos, eramos espectadores de excepción en este duelo internacional ,…hasta que vi como otro integrante del pelotón que habíamos rebasado, hacia un esfuerzo y se colocaba a mi rueda.

Poco tiempo mas tarde, Gerardo y Juan A. nos pasaban con un enorme ritmo, demostrando su gran potencial en la escalada y sin dejarnos ni pensar en cogerles rueda, mucho gallo para nosotros. Rápidamente se largaron hasta la cima.

Tras un análisis, decidí que la situación estratégica era para tener en cuenta que aun no habíamos llegado a la mitad de la etapa, por lo que el gasto de energía que podíamos realizar ahora, podría faltarnos después a la vuelta. También valoré que mis cualidades físicas me hacen ser precavido en las subidas y desarrollar mas potencial en el llano o en los toboganes que estarían plagados de ellos a la vuelta, por lo tanto, lo mas sensato seria mantener una estrategia defensiva en esta subida.

Ir a rueda era mi misión, el 34 x 21 y el 34 x19 entraban y salían de la cadena con velocidad y eficacia comandados por mi DI-2. Pensé :¡que maravilla! este grupo electrónico, me está haciendo un gran trabajo, pues sabia que debía de subir con cadencias altas y no trabarme gastando demasiadas energías usando desarrollos demasiados altos, porque todo el camino de regreso, necesitaría la energía que ahora estaba cuidando en no gastarla.

Habíamos subido mas de la mitad del puerto y a Jose S. empezaba a notarse que acusaba el tremendo ritmo que se había impuesto desde el primer metro. Los dos extranjeros lo atrapaban y sin esperar ni un segundo, empezaban a sacarle metros.

Esta imagen hizo que el Sargento redoblara sus esfuerzos y aumentara el ritmo, sometiéndome a un esfuerzo extra para poder seguirlo, el ciclista extranjero que llevaba a rueda, jadeaba por el esfuerzo, yo empezaba a entender que éste no podría aguantar mucho tiempo, pero me salían dudas si yo podría aguantar el tremendo ritmo que “el sargento” había impuesto en la subida, pues estaba acortando con facilidad la distancia entre José y nosotros.

Manolo “el Sargento” estaba desatado y su ritmo era asfixiante, me estaba torturando en los kilómetros mas duros de la subida. Atrapamos a José S. y acortó la diferencia con el grupo de extranjeros dejándo la diferencia en menos de 50 metros y haciendo que el ciclista que formaba nuestro trío empezara a descolgarse de nosotros.

El esfuerzo era tan grande, que tuve que decidir hacerle un elástico al sargento porque su ritmo era durísimo. Estaba claro que Manolo iba a por todas y no se quería conformar con quedar el tercero, quería mucho mas.Captura3

Cuando Manolo notó que yo no podía seguirle, bajó el ritmo y me “dio la rueda”, yo le dije: tranquilo voy bien, pero hay que soltar las “riendas” cuando la pendiente baje, ….todavía no.

Efectivamente, llegó el ultimo repecho duro y lo acometimos con fuerza. Yo subí mi desarrollo hasta meter el 24 y mantuve una cadencia alta, Manolo como de costumbre, usó su tremenda fuerza para superar el escollo, pero se clavó un poco mas de lo esperado o quizás, yo subí mas alegre, haciendo que cambiaran las tornas y pasé a tirar de él en los últimos metros de las rampas duras, entrando en la pendiente menos pronunciada donde fijé en mi objetivo capturar al dúo de ciclistas que andaba un poco por delante nuestra. Cargué el plato y le indiqué con mi dedo índice al sargento que cogiera mi rueda.

El viento era fuerte, por lo que me cogí a la parte baja del manillar y apreté los dientes. Tiré con todo lo que tenia y en pocos metros, adelantamos al grupo de extranjeros que no pudieron discutir nuestra presencia, pues estaban rotos del esfuerzo mantenido con nuestro compañero José S.

Llegamos al mirador y el Sargento y yo chocamos las manos. Una vez mas, habíamos realizado un trabajo de equipo perfecto. Habíamos llegado muy cerca de Gerardo y de Juan, que a priori, son mucho mas fuertes que nosotros, lo cual  hacia entender  la buena subida que habíamos realizado.Captura2

Esperamos hasta que llegaran nuestros compañeros y comenzamos la bajada. Nada más iniciarla, vimos que Julian D. estaba terminando la subida, error por nuestra parte, porque creíamos que se habría dado la vuelta y lo encontraríamos en Mogan.

La bajada la hicimos tranquila, aunque para algunos vamos demasiado rápidos, y se molestan porque les saquemos unos segundos, cuando ellos subiendo nos meten unos minutos…..¡que le vamos a hacer! es el espíritu de competición que algunos aun tienen.

Avanzamos poco a poco por los toboganes y claramente, vi que el equipo estaba con muchos integrantes bastante cansados, salvo Gerardo, Juan A. y Manolo “El Sargento”, veía que todos los demás acusaban bastante el esfuerzo. Salvo Paco, por su espíritu competidor que aun no se rendía y Javier, que guardaba sus energías con sabiduría, los demás andaban un tanto justos de fuerzas y el terreno de tobogán es ideal para las emboscadas y ya sabéis …el “hombre del mazo” en cualquier curva acecha para dar su golpe.

José S. estaba realizando su mejor etapa en el club, empezaba a estar cansado, su ambición y esfuerzo en el día de hoy, había sido grande, pasara lo que pasara, tenia que sentirse muy contento.

Para muchos de mis compañeros, esta etapa era de las más duras o las más dura que habían realizado nunca. Primero, por la distancia y segundo, por el ritmo infernal de la primera parte. Todos debíamos de estar contentos.

En los últimos 15 kms, intenté forzar la marcha “picando” a algunos compañeros para que salieran a gastar sus energías y terminamos nuevamente Gerardo (el mas fuerte) Juan A. Manolo “el Sargento”, Javier “El Paisa” y yo, adelantándonos a la “meta” donde nos esperaban ya el equipo A que como siempre, habían volado y ya estaban aburriéndose de esperarnos.

Los kilómetros finales nos enseñan quien supo guardar y quien gastó más energías de las necesarias.IMG-20141227-WA0025

Buena etapa, como siempre que hacemos este recorrido, enorme diversión, y un gran recuerdo en las mentes de todos.

Gran día de ciclismo,  de esos días de palos, de los que cuando terminas te “duelen las patas” (diría Pedro Delgado) y el pecho parece que te hierve de tanto meter aire y expulsarlo. Un día atípico para mi, que siempre voy detrás con los compañeros que mas me necesitan. Hoy fue distinto y preferí hacer las cosas al revés en gran parte de la etapa. ¡No soy perfecto!, soy compañero pero también me gusta sentir el ciclismo en estado puro y como dice Bruno: ¡¡que seria el fútbol sin goles!!, pues el ciclismo son ¡¡demarrajes y golpes de mano, son palos y mas palos!!